La piel es el cobertor natural que nos protege. Tiene una función fundamental en el intercambio y la relación de nuestro organismo con el medio ambiente. La probabilidad de que tu perro contraiga una enfermedad de la piel al menos una vez en su vida es alta. Adquirir conocimientos básicos sobre los tipos de enfermedades y sus síntomas te permitirá permanecer identificar indicios para, con el apoyo del veterinario, mitigar las molestias y adoptar oportunamente la mejor vía de tratamiento.

¿Qué son las enfermedades de la piel en perros?

La piel es el órgano más extenso del cuerpo y usualmente no somos conscientes de la amplia variedad de factores que pueden amenazar su integridad. Los padecimientos caninos relacionados con la piel son sumamente comunes, variados y con un amplio espectro de factores de origen.

¿Por qué los perros desarrollan enfermedades en la piel?

Al igual que la de cualquier animal -incluyendo a los humanos- la piel del perro está constantemente expuesta a una variedad de factores medioambientales que la someten a duras pruebas de resistencia, incluidos el sol, el viento, el frío, la falta de humedad, el contacto con superficies no higienizadas y con otros perros potencialmente portadores de enfermedades.

Una alimentación deficiente, carente de nutrientes esenciales y suficientes elementos grasos puede incrementar significativamente el riesgo de que tu perro contraiga una enfermedad de la epidermis.

¿Cómo detectar las enfermedades de la piel en perros?

Cualquier alteración en la apariencia, textura y color de la piel constituye una señal de alerta que deberá evaluarse desde la perspectiva experta de un veterinario pues, aún síntomas de apariencia inocua, podrían representar indicios de cuadros clínicos más complejos.

Síntomas que presentan los perros con enfermedades en la piel

La literatura veterinaria refiere, al menos, 160 diferentes enfermedades de la piel que, ante la mirada no entrenada, podrían parecer idénticas. Solo con la ayuda de un veterinario será posible obtener un diagnóstico que permita discernir las causas, de entre las variadas afecciones tópicas que pueden provocar úlceras, piel seca, erupciones, abscesos y enrojecimientos en la piel de tu perro.

Tipos de enfermedades de la piel en perros

  • Dermatitis alérgica. Una de las más comunes; es ocasionada por el contacto con elementos tan diversos como alimentos, clima, productos de aseo, plantas u otros animales. Se presenta en forma de erupciones y enrojecimientos de apariencia variable, que obligan al can a rascarse de manera compulsiva para procurarse alivio momentáneo. 

  • Folliculitis. Proceso infeccioso provocado por hongos y bacterias provoca lesiones en los folículos pilosos. Se manifiesta como escoriaciones, ronchas que pueden ser tratadas con antibióticos, ungüentos y baños medicinales. 

  • Seborréa. El organismo produce un exceso de grasa que se revela en forma de escamas blanquecinas comúnmente identificadas como "caspa". El tratamiento sintomático común incluye el uso de shampoos especialmente formulados.

  • Sarna. Es causada por la proliferación de ácaros y provoca lesiones caracterizadas por enrojecimiento y pérdida de pelo en la zona afectada. Es altamente contagiosa por lo que requiere del aislamiento temporal del perro afectado y la sanitización del área circundante. 

  • Impétigo. Enfermedad de origen bacteriano que produce ampollas con pus. Suele tratarse a nivel tópico mediante la aplicación de  ungüentos. 

  • Infección por levadura. Se presenta en orejas y áreas circundantes. Es provocada por hongos y produce, además de la molesta comezón, un cambio en la coloración de la piel.

  • Piodermia. Otra enfermedad común, causada por estafilococos. Presenta un alta probabilidad de recurrencia, por lo que, aún concluido el tratamiento, se recomienda un seguimiento posterior por parte del veterinario.

  • Tiña. Lesiones circulares que proliferan en cualquier parte del cuerpo. Comúnmente se acompaña de pérdida de pelo alrededor de las lesiones que, por su forma, asemejan un gusano circular.

  • Alopecia. Pérdida de pelo, generalmente asociada a una ingesta deficiente de vitaminas y ácidos grasos. Puede constituir un indicio de alteraciones metabólicas más complejas. 

  • Granuloma por lamido. Se trata en realidad de una lesión autoinflingida por lamido compulsivo en la parte posterior de las patas. Su origen es neurológico y puede presentarse seguida de otros padecimientos como alopecia o piodermia. 

Adicionalmente, la piel del perro puede verse afectada por la proliferación de garrapatas y pulgas, problemas hormonales y, en casos más graves e infrecuentes, tumores cancerígenos o desórdenes inmunológicos.

¿Infecciosas, alérgicas?

perro con picor en la piel

Cualquier manifestación anormal en la piel requerirá de atención inmediata pues, además de las frecuentes manifestaciones alérgicas, que no suponen riesgos de contagio, existen padecimientos cutáneos altamente infecciosos, provocados por la acción de hongos, bacterias y parásitos por lo que, como medida preventiva y hasta contar con una opinión profesional, lo aconsejable será obrar con prudencia y separar al can de cualquier otro animal con el que usualmente mantenga contacto.

Una vez restablecido su estado de salud, será absolutamente necesario limpiar con cloro u otro desinfectante cualquier superficie u objeto (incluídos platos, juguetes, cobijas, etc.) con los que el can haya tenido contacto durante el tratamiento.

¿Cómo prevenir las enfermedades de la piel en perros?

Somos lo que comemos; por ello, y a la par de un cuidado regular de la piel mediante una adecuada rutina de higiene, será imprescindible procurar al can una dieta balanceada; rica no solo en proteínas, vitaminas y minerales, sino también en ácidos grasos que contribuirán específicamente a mantener en óptimas condiciones la piel de tu perro.

¿Qué enfermedades de la piel son contagiosas para los humanos?

Afortunadamente son pocas las enfermedades caninas catalogadas como "zoonóticas", es decir, que pueden resultar contagiosas para humanos. Incluso aquellas que lo son -como algunos tipos de sarna- presentan bajos índices de proliferación y pueden tratarse fácilmente con productos de uso sencillo y fácil acceso.

Solo como un recurso para obtener tranquilidad adicional, o en casos muy extremos e infrecuentes, será necesario recurrir a la ayuda de un profesional para descontaminar el espacio físico ocupado por el perro durante su restablecimiento.

¿Cómo prevenir el contagio en humanos?

En cualquier caso, y en tanto obtenemos el diagnóstico acertado, convendrá limitar el contacto de humanos con el animal afectado para evitar así cualquier riesgo de contagio.

Mi perro presenta síntomas, ¿lo llevo al veterinario?

Como cuidadores responsables, y si bien la gran mayoría de las enfermedades de la piel en perros difícilmente podrían considerarse como amenazantes para su vida, el consejo general es no tomarlo a la ligera y corroborar el diagnóstico con un veterinario. 

Las enfermedades cutáneas suelen acompañarse de síntomas sumamente molestos que podemos mitigar con una combinación de voluntad, paciencia y con productos especialmente diseñados para contrarrestar la incomodidad durante el tratamiento.

Además de una revisión del historial y una auscultación física detallada, y dependiendo de la gravedad del cuadro, el veterinario podrá indicar estudios más profundos que permitan emitir un diagnóstico fuera de toda duda para, con ello, prescribir el tratamiento más eficaz.

Tratamiento para enfermedades de la piel en perros

Existen medicamentos, shampoos y ungüentos de fácil adquisición y mínimos efectos secundarios, que deben formar parte del botiquín veterinario de cualquier canófilo genuinamente preocupado. 

Ante la tentación de evaluar la gravedad de cualquier síntoma cutáneo, será imperativo contar con la opinión informada de un profesional, con lo que podremos descartar cualquier padecimiento realmente grave.

Además de antibióticos y fungicidas, el veterinario podría indicar el uso de productos elaborados a base de medicamentos esteroideos que, si bien resultan altamente eficaces, su utilización inadecuada puede provocar importantes efectos secundarios.  

¿Cómo hago para aliviar la molestia de los síntomas en mi perro?

perro con alergia en la piel

La evolución en la oferta de auxiliares de uso veterinario ha traído una nueva gama de aceites, ungüentos y bocadillos formulados a partir de la planta de la cannabis, que ofrecen al perro un alto nivel de eficacia natural contra la inflamación, la irritación y la comezón; todo ello sin los molestos efectos psicoactivos comúnmente asociados a esta categoría de productos.

Aceite

Brinda a tu perro alivio inmediato con este aceite formulado específicamente a partir de los mejores componentes de plantas de cannabis producida en el estado de Colorado.

Bocadillos duros

Consiente a tu perro durante su tratamiento con snacks calmantes que brindan todo el poder sinérgico de los componentes de la planta de la cannabis.

Bocadillos suaves

Además de ser un auxiliar eficaz contra el dolor y la inflamación, brinda a tu perro las propiedades calmantes para mitigar su ansiedad en periodos de aislamiento por cuarentena.

No por estar cubierta de pelo la piel de tu perro no requiere de atención o cuidados. La vida activa y el contacto con el exterior le hacen especialmente proclive a padecer afecciones cutáneas y solo tú, su humano favorito, tienes el poder de procurarle una vida feliz y confortable.

Preguntas Frecuentes

¿Cuáles son los síntomas de las principales enfermedades de la piel en perros?

¿Cuáles enfermedades de la piel en perros son contagiosas para humanos?

¿Qué tratamientos existen para las enfermedades de la piel en perros?